El "Asesinato" de Volodia Teitelboim

El viejo Volodia tuvo sus defectos, pero también tuvo sus afectos.
Analizarlo en forma calma es una virtud.
Imagen de José Martínez Fernández
1,521 Lecturas
07 de Febrero, 2008 08:02

Un columnista de "El Mercurio", el domingo recién pasado, lanzó una verdadera bomba de insultos contra Volodia Teitelboim, pero lo singular es que los ataques no solo fueron para él, sino también para otros líderes de izquierda.
Este columnista es Cristóbal Orrego y escribe los días domingo una breve crónica este periódico. Su último texto lleva por título: “Identidad y violencia”.
¿Razón? Hablar de la muerte de Volodia recordando su quehacer político. Uno puede o no estar de acuerdo con el dirigente político del PC, pero lo que uno no acepta es la injuria gratuita que contra él dispara este señor. En sus descalificaciones va más allá de abordar aspectos de la vida del ex senador: aprovecha la coyuntura para hablar de otros referentes políticos.
Analicemos parte de esta crónica.
Dice en un párrafo: “Bachelet acierta, en cambio, cuando sostiene que (Volodia) “es una persona que siempre se entregó con fuerza a las causas en que creyó”. Agrega Orrego: “Igual que Lenin, Hitler, Stalin, Mao, Pol-Pot y tantos otros asesinos históricos, coherentes como el demonio”.
Lo singular del hecho es que Orrego solo cita a uno que no ha sido clasificado como marxista: Hitler. Sorprende que ignore al criminal fascista Mussolinni y a tantos delincuentes nazi-fascistas que ejercieron el poder en el mundo.
Obviamente Orrego juega a defender sus principios antivalóricos descalificando mayor número de hombres situados políticamente en un lado y no de otros.
Ahora veamos esa frase: “coherentes con el demonio”. ¿De qué demonio habla?
Que yo sepa el demonio jamás ha matado a alguien. Por mi parte no creo en el señor de los cachos que mantiene un eterno fuego.
Ahora, comparar la vida de Volodia con la de los antes nombrados es burdo. Volodia, con todos sus errores (aceptación del stalinismo-maoísmo, principios que después criticó), jamás mató a nadie.
También le critica que era el subversivo de Radio Moscú. En esos años Chile estaba bajo una dictadura y obviamente las palabras del ex senador apuntaban a denunciar ese espacio negro de nuestra historia.
Más adelante Cristóbal Orrego señala:
“El caso de Volodia es sencillamente el último de una serie de episodios que ensalzan a quienes han sido violentos: reportajes tiernos sobre Miguel Enríquez, murió en su ley“.
Esto es grosero. Decir “murió en su ley” es tratar de asesino a un hombre.
Si bien no podemos negar que Enríquez estuvo vinculado a asaltos bancarios (“expropiaciones”), nunca mató ni ordenó matar a nadie; al igual que su compañero Luciano Cruz y otros.
Así que acusar de terrorista a Volodia Teitelboim es una verdadera imbecilidad.
En esas palabras están reflejados los subterfugios de quienes llamándose demócratas, son elementos fascistoides.
Ya lo dije. Soy crítico de la opción stalinista-maoísta y de otras similares que, en algún momento de su vida, sostuvo Volodia; pero no fue él quien arrasó con sus enemigos.
Ahora, ¿se olvida Orrego que Volodia fue un importante escritor, principalmente ensayista? ¿Y se olvida que dos de sus obras mayores las dedicó a personajes no adherentes a la causa marxista: Gabriela Mistral y Jorge Luis Borges?
Considero de una vulgaridad y de una mentira burda lo expresado por Orrego. Es como si uno, no concordando políticamente, con Andrés Allamand, con Hernán Larraín y otros próceres alianzistas, los llamara fascistas y asesinos. No es correcto.
La crónica de Cristóbal Orrego está llena de infundios, farsas y perversidades. Reitero, Volodia pudo equivocarse políticamente mucho, pero no fue terrorista.
Acusarlo prácticamente de criminal es caer en el hoyo más profundo del odio.
Es cometer asesinato contra el que fuera un importante político chileno, esté o no uno de acuerdo con los principios ideológicos que sostuvo.
Debemos dejar claro, eso sí, que en la edición dominical última de "El Mercurio" se publicaron otras dos crónicas más sobre el dirigente PC.
Una de su colaborador en radio Moscú, el escritor José Miguel Varas, Premio Nacional de Literatura, en que, menciona aspectos muy personales de Volodia, como que le gustaba la Sonora Palacios.
La otra es del abogado Carlos Peña González un hombre que, no concordando políticamente con el dirigente PC, hace un análisis más centrado y no injurioso. Mostrando algunas críticas al líder, deja ver lo valioso que fue como intelectual.
La crónica de Orrego es simplemente una verdadera apología del resentimiento fascistoide.
El viejo Volodia tuvo sus defectos (fue humano), pero también tuvo sus afectos. Analizarlo en forma calma es una virtud.
FOTO
Versión para impresiónEnviar a un amigo

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de los ciudadanos que los emiten (con nombre, sin pseudónimos). Cualquier opinión que contenga insultos, injurias y/o calumnias no pasará el filtro de moderación.

5 Comentarios

Comentarios en Facebook

Imagen de Andres

Sr. José Martínez

Sr. José Martínez Fernández:

Recuerde (y recuerde bien, si acaso lo sabe) que los más grandes genocidas de la historia son los comunistas. No olvide que el comunismo en sus 75 años de existencia extermino a más de 100 MILLONES DE SERES HUMANOS, por razones políticas, sociales, económicas y culturales.

Solo stalin con su política de odio provoco la muerte de más de 20 millones de rusos.

La política de los soviets provoco la muerte de más de 6 millones de ukranianos de hambre.

Y ¿quién habla de ésto?

Sólo se centran en el MITO DEL HOLOCAUSTO JUDÍO, el cual NUNCA EXISTIO.

Además Ud. incluye en la lista a Mussolini y se olvida de incluir al dictador Fidel Castro, que a su haber ya tiene más de 4000 desaparecidos.

VOLODIA, siempre pregono el uso de la violencia como medio de acción política, promovio la lucha de clases, el resentimiento y nunca chisto al conocer las millones de víctimas provocadas por la inspiración del judeo-bolchevismo.

Volodia quizás no mato a nadie, pero eso no quiere decir que no estubiera de acuerdo con el asesinato masivo de opositores o "burgeses".

Piense y despierte.

Imagen de José Martínez Fernández

TERUCA: UN BESITO, TIERNA

TERUCA:

UN BESITO, TIERNA PELEADORA. DOS BESITOS,

MEJOR.

SALUDOS DE

JOSÉ M. F.

Imagen de José Martínez Fernández

TERUCA: Lo de mi poesía

TERUCA:

Lo de mi poesía jamás lo he dicho yo. Ud. divaga. Y

esto no es un panfleto. Fíjese que incluso hablo con

respeto de políticos de derecha.

Volodia fue un gran hombre, aunque uno no pensara

como él, vale la pema destacar.

Ojalá Ud. escribiera planfetos, pero con menos falta de

ortografía. Hasta niños de básica usan mejor que Ud.

la lengua de Cervantes.

¡Por favor RESPETE EL RICO IDIOMA CASTELLANO!

Imagen de Luis

Si, muy acertado el título

Si, muy acertado el título de la nota... "El asesinato de Volodia Teitelboim" , y éste asesinato a la memoria, a la imagen lo ha realizado un sicario de la derecha mas retrógrada y facista de nuestro país. El nombre del asesino: Cristóbal Orrego un solterón integrante del Opus Dei (numerario)... mmmmm...suena a pelao guzmán......... y "académico" riguroso como él se autodefine.

Se dice católico y en su nota no es mas que un vómito de la mas amarga bilis que éste solterón acomula en su alma . Es el doble estandar que nos tienen acostumbrados éstos personajes, es un copia de Hermógenes Perez de Arce quién también no se le arruga pero ni un músculo de la cara para defender a sicópatas como Miguel Krasnoff , Creo que éste solterón sueña con su "Hermógenes" y trata de imitarlo.

Lo cierto es que Volodia Teitelboim ya se ganó el lugar de la historia reservado solo para los grandes, allí no entrarán jamás un perrochet, un Krasnoff , un Hermógenes un pelaíto martir o un facho como el Cristobal Orrego por muchos santos que tenga en la corte .

Entre las opiniones al vómito rencoroso del Orrego en el Mercurio extracto unas líneas de una de ellas:

"........me llama la atención el odio y el rencor presentes en el. Es raro que describa a Volodia como símbolo del odio y la venganza cuando es Ud. quien parece albergar ese sentimiento. En otras columnas hace ver su cristianismo. No sabía que los cristianos practicaran la odiosidad como valor."

Imagen de TERUCHA

Desgrraciadamente tendre que

Desgrraciadamente tendre que bautizarlo como el "Poeta de las cosas polìticas"...pues usted mismo se contradice al decir que han hablado polìticamente de Volodia, y que es una "virtud" no hacerlo, y lo suyo es un panfletoo..

Aquì mismo en este Diario hay excelentes memorias a Volodia, y usted lo echa a perder con su proselitismo.

Ah, lo ùltimo, me pliego a que ¡por què es una VIRTUD lo que usted escribe, ya que dice que lo analìzò en forma calma?

Poeta, veo que le ha llegado la hora de don Alz.....y por lo menos dìgame una publicaciòn suya para leer sus poemas, que creo segùn usted mismo ha dicho..."son muy buenoS2..digame porfa....

Igual me entretengo con sus "historias urdemalescas", que hice esto, que hice esto otro, que escribi en the new york times, etc...Un beso.

Agregar Comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

Código de seguridad
Queremos saber si eres una persona y no un robot, por eso responde este siguiente formulario.