Europa: Viajes para quedarse

Imagen de Especial Mi Voz
254 Lecturas
09 de Agosto, 2018 00:08

Europa enamora. La diversidad de lenguas y la riqueza de culturas son dos de los grandes atractivos que llevan a millones de viajeros al año a desplazarse hasta el Viejo Continente y explorar sus rincones. También lo son la gran oferta de actividades de ocio y la variedad gastronómica que se puede encontrar allí, y es que Europa es un destino ideal para ir de vacaciones.

El continente europeo lo tiene todo para aquellos que quieran viajar por una larga temporada, sean dos, tres o más meses. El aventurero tiene a su disposición cincuenta países con sus tradiciones, idiomas y sitios de interés. Lo mejor de todo es que moverse de uno a otro no es nada complicado, sobre todo para aquellos que dispongan de un pasaporte de un estado de la Unión Europea.

En el caso de venir de otro continente, uno puede aprovechar otro tratado de la zona Schengen que permite circular por los países que la conforman de forma libre sin tener que pasar por los controles de migración cada vez que se quiera cruzar una frontera. Bastará con que lo hagas en el primer país en el que llegues y, por supuesto, tengas los siguientes documentos contigo: pasaje de salida, reservas de hotel, seguro médico y prueba de fondos.

Dicho tratado, eso sí, solo permite la estancia en Europa durante noventa días, unos tres meses, que pueden parecer más que suficientes para la mayoría. Una buena manera de aprovecharlos puede ser con un pase de Eurail, que te ayudará a descubrir las grandes bellezas europeas en tren. Alternativamente, puedes escapar el límite del espacio Schengen viajando a países que se encuentran fuera, como Albania, Bulgaria, Chipre, Croacia o incluso Inglaterra e Irlanda.

Escoger una ruta que te permita ver tantos lugares como sea posible no es tarea fácil, especialmente si se tiene un número limitado de días para viajar. Parece imperdonable pasar por Europa sin hacer como mínimo una parada en Italia, llena de colores y un patrimonio natural y cultural que dejará a todo el mundo maravillado. Asimismo, los países nórdicos son una espléndida idea para escapar del calor del verano, y Francia, el paraíso ideal para los amantes del vino y el queso.

Austria y Bélgica, por otro lado, son también dos bonitos destinos que además ponen bastantes facilidades al inmigrante que decida instalarse a vivir y trabajar allí. Viajar tiene una pequeña trampa: enamorarse tanto de un país extranjero que querer quedarse allí para siempre no parece una locura. En otros estados, el sueño de conseguir la residencia requerirá que compres una propiedad.

El planeta Tierra está lleno de parajes, ciudades y personas que valen la pena conocer. Es posible que los encuentres cerca de tu casa, pero no hay nada mejor para abrir la mente que coger un avión y una mochila y plantarse a la otra punta del mundo sin pensárselo demasiado. Europa es un buen sitio para empezar.

Versión para impresiónEnviar a un amigo

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de los ciudadanos que los emiten (con nombre, sin pseudónimos). Cualquier opinión que contenga insultos, injurias y/o calumnias no pasará el filtro de moderación.

Comentarios en Facebook

Agregar Comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

Código de seguridad
Queremos saber si eres una persona y no un robot, por eso responde este siguiente formulario.